JOSÉ LUIS G. GRANDE, fotógrafo de naturaleza

José Luis González Grande nació en Candeleda (Avila) el 22 de junio de 1953. Desde muy temprana edad se sintió atraído por las aves de su tierra, el valle del Tiétar y la sierra de Gredos, comarca muy rica en fauna y hermosos paisajes. En 1956 su familia se traslada a Madrid pero el no pierde el contacto con su tierra, añorando cada año la llegada de las vacaciones escolares para retomar el contacto con sus raíces y la cautivadora naturaleza del entorno de su pueblo.

Sus primeras tendencias se inclinaron más por la caza pero ya con 16 años cambió la escopeta por la cámara fotográfica. Dos años después, en 1971, se propuso realizar una colección de fotos, lo más completa posible, de las especies de fauna de su comarca. De esta manera se especializó en la fotografía de naturaleza.

Comienza su actividad profesional en 1973, año en el que publica sus primeras fotos con la editorial Incafo. Pocos meses después es contratado por esta editorial como fotógrafo oficial, realizando viajes por varios países hispanoamericanos para hacer reportajes para la revista Periplo y fotografías destinadas a distintas colecciones de libros de esta editorial sobre reservas nacionales de caza y espacios naturales tanto de nuestro país como de otros de América.

En 1978 se independiza, continuando con sus colaboraciones con Incafo, pero trabajando también para otras editoriales nacionales y extranjeras. Durante años, a la vez que publica sus reportajes en numerosas revistas de Europa y América, da conferencias en centros culturales, asociaciones y colegios e institutos. En Estados Unidos Colabora con National Geographic, International Wildlife y Audubon.

En 1987 crea su propio sello editorial: FONAT. Con él publica dos CD-rom y nueve libros entre los que destacan Las Rapaces Ibéricas (más de 100.000 ejemplares vendidos) y Gredos, Hombre y Naturaleza (16.000 ejs.). Al mismo tiempo, continua realizando trabajos fotográficos para libros, revistas y fondos gráficos de distintos organismos públicos y comunidades autónomas.

Ha colaborado a nivel gráfico en todas las grandes colecciones de divulgación de la naturaleza publicadas en fascículos de las más importantes editoriales de nuestro país desde 1976: Salvat, Urbión, Sarpe, Debate, Planeta-Agostini, Del Prado y Plaza y Janés entre otras. Colabora también con editoriales como Santillana, Anaya, Debate, SM y Espasa-Calpe.

José Luis González Grande dentro de un hide esperando a la nutria (2010)Tiene fotos en distintos bancos de imagen de España, Italia, Francia, Alemania, Inglaterra y Estados Unidos. A través de estas agencias tiene en circulación alrededor de 25.000 fotografías, logrando distribuir y publicar sus trabajos en distintos países. En su archivo particular cuenta con alrededor de 200.000 fotografías de fauna, flora, paisaje, espacios naturales, monumentos historico-artísticos y aspectos turísticos de España en general.

Ha participado también en diferentes campañas de publicidad para distintas agencias en proyectos para empresas centrados en el medio ambiente. Incluso ha realizado fotografía industrial para las memorias de grandes empresas.

Ha trabajado para el Servicio de Información Ambiental de la Comunidad de Madrid en la realización de fotos y videoclips para el Catálogo de Especies Protegidas y la Red de Espacios Naturales, entre otros temas, para su publicación en Internet.

Desde 1998 también es productor de exposiciones itinerantes de educación ambiental, siempre utilizando como materia prima la fotografía para su desarrollo, colaborando en proyectos de educación y divulgación para obras sociales de cajas de ahorros, museos y centros de cultura de ayuntamientos. Su actividad actual se centra, sobre todo, en el desarrollo de exposiciones dentro de esta línea educativa y la realización de reportajes fotográficos relacionados con el medio ambiente y el turismo para organismos públicos (el Ministro de Industria Comercio y Turismo le otorgó la Medalla al Mérito Turístico de 1991). Es propietario del portal de turismo rural www.ruralnatur.com. Participa también en campañas de promoción de desarrollo sostenible y conservación del medio ambiente en diferentes fundaciones y organizaciones relacionadas con la conservación de la naturaleza.

Su más reciente proyecto es esta web FOTOS NATURALEZA, que ve la luz en 2010, mediante la cual ofrece servicios de localización de especies y ubicación de instalaciones a otros fotógrafos, profesionales y aficionados, para la realización de reportajes fotográficos de especies salvajes de la fauna ibérica.

José Luis González Grande (abril 2004)

Una de las grandes especialidades de este fotógrafo es el paisaje. Mediante una herramienta de gran calidad, como es la camara de formato panorámico Linhof Technorama 617 (con la que se obtienen originales en película de formato de 6×17 cm), José Luis G. Grande ha fotografiado todas las grandes cordilleras que vertebran España y la mayor parte de los espacios naturales más representativos de la naturaleza de nuestro país. Pero esta cámara ya pertenece al pasado. Actualmente vivimos en la era digital y desde 2007 trabaja en digital.

José Luis G. Grande filmando en Gredos (1978)José Luis G. Grande en Doñana (1988)José Luis G. Grande en Zaragoza (1983)José Luis G. Grande en Gredos (1993)

Otros tiempos…

Tras 40 años de profesión los procedimientos para fotografiar fauna, sobre todo aves, han cambiado poco. Pero sí se han aplicado otras herramientas que permiten popularizar la fotografía de naturaleza, como es el caso de los telescopios ornitológicos con adaptadores para cámaras digitales, que proporcionan potencias focales de 1500 mm a un costo relativamente asequible. Nos referimos al digiscoping, del que hablamos en otras secciones de esta web. Los pioneros de la fotografía de naturaleza en España, como es el caso de este fotógrafo, no tuvieron esas ventajas y necesitaron de grandes instalaciones (torres de andamiajes que superaban en ocasiones los 20 m de altura y que reproducimos abajo) para poder realizar primeros planos de nuestras especies de aves y mamíferos ya que trabajaban con teleobjetivos de entre 400 y 600 mm de potencia focal.

Águila imperial con un conejo en el Valle del Tiétar (Toledo)